Pasos por la igualdad

- Abuela, ¿qué es el feminismo?- preguntó la pequeña Marieta. Julia cerró los ojos y suspiró. Después de toda una vida de silencio, por fin podía explicar su creencia más amada a alguien que la escucharía sin juzgarla. -Cariño, el feminismo es caminar. Dar pasos, y no cansarte nunca. Pero recuerda que no todos los... Seguir leyendo →

Nueva vida, nuevo cuadro

De todas las sensaciones que puede experimentar el ser humano, esta es quizá una de las más inquietantes. Observar cómo todo lo que ha conformado tu existencia durante los últimos años, y que parece ignorar lo que los próximos días van a tener la desfachatez de hacer, está a punto de mudarse al territorio del... Seguir leyendo →

14 días…

Ya casi navego a la deriva, entre dos mundos inexistentes, y me pregunto: “¿Para qué servirá todo esto?” Camino por las mismas calles de siempre, a mi lado, el silencio. El continente no ha cambiado apenas nada, pero falta el contenido. “El ayer se ha ido, el mañana aún no existe”, me repito cada día... Seguir leyendo →

Dogmas

“La religión es el opio del pueblo” decía, no sin razón, Karl Marx. Un velo que ha cubierto la existencia de millones de seres humanos durante milenios. El surgimiento de los dogmas es algo perfectamente entendible y justificado en el contexto de la aparición y progresiva evolución de la inteligencia y la capacidad de pensar... Seguir leyendo →

¡Feliz 2018!

De nuevo 365 turnos en esta partida de parchís imaginaria, y dados que deciden el camino. Camino que se entrecruza con otras fichas, con choques y vueltas a empezar. Con llegadas gloriosas al destino, y otras que se retrasan. Movimientos que nos acercan, y movimientos que nos alejan, cuando a priori parecía que no iba... Seguir leyendo →

Destellos

Por fin había llegado diciembre. Y aquella gotita de agua despertó en la misma nube en la que había caído dormida la noche anterior, acompañada de miles de sus hermanas transparentes. Aparentemente, nada había cambiado. Pero un rápido vistazo a su alrededor le confirmó que aquella sensación de extrañeza que invadía su corporeidad no era... Seguir leyendo →

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: